Historia

Historia

El lunes 15 de marzo de 1999 la Universidad Nacional de Quilmes ponía en línea su primer aula virtual. Este hecho, en perspectiva, puede tener múltiples significaciones. Proponemos aquí sólo algunas entre muchas otras posibles, que nos permitan dimensionar la importancia y el impacto que ha tenido y que sigue teniendo la Universidad Virtual Quilmes.

En estos años transcurridos, los usuarios de Internet en el mundo han crecido en una proporción del 305%, mientras que en Argentina lo han hecho en un 540%. En cifras, por cierto, estos porcentajes representan un importante número de usuarios conectados diariamente a Internet, muchos de los cuales han comenzado a dar sus primeros pasos ante la necesidad de encontrar una oportunidad de formación a través de Internet. Se estima que, hoy por hoy, Internet tiene una penetración en Argentina de más del 55% de su población, contabilizando más de 21 millones de usuarios.

Hace una década y media, Internet en la Argentina era aún una terra incógnita para la mayoría y era terreno sólo accesible a unos pocos conquistadores, iniciados, aventureros y especuladores y aún lo sigue siendo para muchos argentinos y argentinas.

Recordamos a aquellos primeros estudiantes que recién adquirían su primera computadora al momento de comenzar a cursar en nuestras aulas virtuales, sin siquiera saber cómo encenderlas y, mucho menos, sin conocer el potencial de esta herramienta y las destrezas que se generan a partir de su propio uso. Al poco alcance que en aquellos tiempos tenía Internet se sumaba la escasa cobertura de proveedores de ISP en muchos lugares, incluso en Capital Federal. A fin de atender esta dificultad la Universidad asumió el compromiso de proveer acceso Dial up a Internet. La banda ancha era aún un lujo y para unos pocos en aquel entonces.

En estos 17 años, la propia Internet ha influido (y continúa haciéndolo) en nuestras vidas, nuestras formas de relacionarnos, de comunicarnos, de informarnos, de conocer, de amar, de expresarnos, de enseñar y de aprender. La Web ha sido tal vez el ámbito que más transformaciones ha sufrido en los últimos tiempos. Hemos pasado de una Web 1.0 unidireccional, basada en los grandes portales de información estática, a una Web 2.0 basada en las redes sociales, la multidireccionalidad y la construcción colectiva. Pensemos que muchos de los sitios, las aplicaciones y redes que empleamos hoy, hace una década no eran siquiera proyectos: Google, You Tube, Flickr, My Space, Facebook, Del.icio.us, Wikipedia, etc. La blogósfera, que desde hace ya una eternidad ha hecho explotar la Web de contenidos, era sólo el sueño de algunos visionarios. La Web, incluso ha saltado de la pantalla de los ordenadores, colonizando otros ámbitos cotidianos: la TV, los diarios y en la mayoría de los medios de comunicación donde ya es natural que en todo momento se publiquen notas, videos, imágenes y entrevistas en referencia a lo que sucede en la red de redes.

El mundo y la Argentina, han sufrido múltiples transformaciones y desafíos. En 1999 las Torres Gemelas se erguían orgullosas y aún no había explotado la primera burbuja financiera de las punto com. En esos años Argentina estuvo no al borde del abismo, sino en el abismo mismo, y por causas que nadie preveía vino el rebote hacia una fenomenal recuperación. Han pasado 9 presidentes de la República desde entonces.

En 1999, esta Universidad Pública decidió aceptar el reto, ahí donde nadie avizoraba una oportunidad de crecimiento y necesidades insatisfechas de formación que podían abordarse y resolverse a través de Internet, donde ninguna institución pública y privada del país se había animado aún a asumir los desafíos que la Sociedad de la Información plantea a la Educación Superior. La Universidad Nacional de Quilmes, a través de su Programa Virtual, sentó las bases y edificó la primera Universidad Pública Virtual de Argentina y de América Latina.

No obstante, en estos años, la Universidad Virtual Quilmes ha crecido de manera sostenida. Hoy tiene mas de 8000 estudiantes de grado y posgrado y cuenta con más de 2500 graduados distribuidos en todas las provincias de Argentina y en el extranjero. Ofrece diez carreras de grado, diez carreras de posgrado y brinda servicios de transferencia, capacitación y consultoría a diversas instituciones públicas y privadas del país.

Asimismo, a lo largo de estos años se ha promovido la investigación específica en áreas de Educación a Distancia y Entornos Virtuales de Aprendizaje a través de sucesivos proyectos de investigación y de la formación permanente de recursos humanos, lo cual, junto a la práctica cotidiana de docentes, estudiantes, graduados y personal de gestión ha conformado un acervo de conocimientos invalorables sobre la Educación Superior en Entornos Virtuales, que se ha traducido no sólo en un sinnúmero de publicaciones y presentaciones en congresos, sino también en la organización de tres foros internacionales y en la formulación de la Carrera de Especialización Docente en Entornos Virtuales.

Al mismo tiempo, la UVQ ha encarado en los últimos tiempos procesos de capacitación continua hacia los docentes, con la finalidad de generar cada vez mejores prácticas en las aulas virtuales y ha establecido un sistema de selección por oposición y antecedentes para actualizar, reemplazar y desarrollar nuevos materiales didácticos.

En suma, la Universidad ha promovido -en los últimos años- una fuerte inversión en recursos que permitieran a la UVQ acompañar todos estos procesos de crecimiento, tanto endógenos, como aquellos propios de la Internet, desde el punto de vista tecnológico. Es así que, luego de un proyecto de I+D iniciado hace unos años llamado PIDA EVES-Q (Programa de Investigación, Desarrollo y Aplicación de Entornos Virtuales para la Educación Superior) y de la creación de la Dirección de Sistemas del Programa, hemos desarrollado de manera autónoma -a partir de la plataforma Moodle- el Campus Virtual Qoodle que representó un salto cualitativo de gran importancia en nuestro modelo pedagógico y tecnológico. En el terreno político, la creación de la Secretaría de Educación Virtual y el pasaje de las carreras de grado a los Departamentos de Economía y Administración y de Ciencias Sociales, permitió la generación de ciudadanía para todos los miembros de la comunidad virtual, con el consecuente crecimiento institucional que ello implica.

Para finalizar, es nuestro deseo destacar el compromiso social que posee esta Universidad en cuanto a la renovación de su imagen institucional y su compromiso con la comunidad, con objeto de brindar excelencia académica y oportunidades de desarrollo y formación ciudadana. Para ello se ha trabajado fuertemente en la creación de un nuevo Portal, concebido integramente como forma de comunicación con toda la comunidad, a fin de dar a conocer todas las ofertas, actividades y conocimientos que genera la Universidad Virtual Quilmes.

Todos estos años, vistos en perspectiva, pueden parecer pocos para una vida. Pero a la luz de los cambios y desafíos que presenta la Sociedad del Conocimiento a los que hemos asistido y de los cuales nos sentimos protagonistas, a quienes participamos de este fascinante proyecto, nos parece una eternidad.

Somos concientes de que el cambio es permanente y que posiblemente tengamos que someternos a nuevos desafíos; y en este sentido ya nos encontramos pensando y construyendo la Universidad Virtual día a día para el futuro.